¿Para que sirve un código de barras?

El código de barras es sin duda uno de los mayores inventos de la era moderna. Esta simple imagen con barras y número nos permite un sin fin de aplicaciones que podemos encontrar en nuestro día a día en casi todos los rincones en donde vayamos. No es ninguna sorpresa a estas alturas que podemos encontrar esta imagen tan famosa y contrastada en todos los supermercados del mundo. Todos los productos que podemos ver en las estanterías están perfectamente clasificado a través de los códigos de barras para que el comercio o supermercado tenga perfectamente controlado el «stock» y el cajero a la hora de pagar sepa cuánto tiene que cobrar al cliente.

Además del precio y otros aspectos del producto también nos podemos encontrar con mucha otra información de valor como la fecha de caducidad, el productor en concreto del producto en cuestión o toda la información nutricional del empaquetado. Además también permite trazar el producto del punto A al punto B y saber exactamente que día y que hora fue creado o empaquetado dicho producto. También dependiendo mucho de todas las funcionalidades que vayamos implementando también será de gran ayuda poner toda la información que queremos poner en un producto en concreto.

También tenemos que tener en cuenta un dato curiosa y es que estos códigos de barras también se han hecho un hueco en el mundo de la moda y seguro que lo has podido ver en infinidad de pasarelas de moda o en muchas prendas de ropa que lucen muchas personas jóvenes sin ningún tipo de complejo. Incluso si hacemos una pequeña búsqueda por internet podemos encontrar muchas personas que llevan tatuado un código de barras en su propio cuerpo como una manera de revelarse contra el sistema o por pura estética sin buscar ningún otro significado. Hasta aquí el dato curioso.

Volviendo a las aplicaciones que se le da al código de barras también lo podemos encontrar de manera muy presente en las cadenas de montaje o distribución para llevar un control total de todo el proceso de producción. Además de todas estas aplicaciones podemos ver como el código de barras a pesar de tener muchos años continua siendo una aplicación moderna y que goza de una salud inmejorable. Sigue estando presente en todos los comercios y empresas con más renombre en todo el mundo, desde Apple, Amazon o cualquier pequeño comercio de barrio.